"Operación Barbarroja"

El 18 de diciembre de 1940, Adolf Hitler firmaba la Directiva nº 21 ("Operación Barbarroja"): "La Wehrmacht alemana debe estar preparada para aplastar a la Rusia Soviética en una campaña rápida incluso antes de la conclusión de la guerra con Inglaterra".

 

El 22 de junio de 1941, dio comienzo la "Operación Barbarroja", nombre en clave dado al plan de invasión de la Unión Soviética por la Alemania nazi. La Alemania nazi le declaraba la guerra a la Unión Soviética. La "Operación Barbarroja" abrió el Frente Oriental convirtiéndose en una de las operaciones más ambiciosas durante la Segunda Guerra Mundial y el escenario de las batallas más grandes y brutales de todo el conflicto bélico en Europa. El 5 de diciembre de 1941, comenzaba el contraataque a gran escala del Ejercito Rojo soviético tras ponerse de manifiesto las limitaciones de la Wehrmacht desde el comienzo de la "Operación Barbarroja", el 22 de junio de 1941.